Folleto

Volos (Grecia)

La patria mítica de Jason y los Argonautas, así como una ciudad portuaria moderna que nunca duerme, Volos promete un festín para los sentidos. 

Con un gran carácter y repleta de pequeñas gemas, Volos representa el lugar recreativo aun no descubierto de Grecia.

Escondida debajo del Monte Pelión, tierra de los míticos centauros, Volos abarca el Golfo Pagasetico a un lado y la dramática y montañosa Península de Pelión al otro. Al salir del crucero, será recibido por una próspera ciudad universitaria cuyo ritmo enérgico le envolverá, tanto en el puerto como en las tsipouradikas, las tabernas tradicionales, y le pondrá en el camino para descubrir gemas arquitectónicas, tanto antiguas como neoclásicas.
Caminando por los alrededores, descubrirá grandes palacios urbanos al lado del patrimonio industrial de la ciudad. Y, siguiendo el rumor de la ciudad, llegará al lugar favorito en Volos, Kontaratou, que está repleto de cafés y restaurantes de todos los tipos.   
Haga como los lugareños y pasee por la avenida de Argonauts, frente al mar, que le llevará a unas de las mejores tabernas tsipouradika, típicas de Volos. Estos restaurantes sirven algunos de los platos más deliciosos de la ciudad acompañados por un tsipouro, bebida alcohólica griega tradicional destilada. 
A veces hay cantos improvisados y la gente está compartiendo la mesa, y siendo casi 600 en Volos, las tsipouradikas representan el destino gastronómico que hay que probar. Al salir de la ciudad y al avanzar hacia las estribaciones del Monte Pelión, hay un popurrí de pueblos tradicionales en las laderas boscosas, donde se puede caminar en el verano o incluso esquiar en el invierno, cuando las colinas están cubiertas de nieve. 
 

Asegúrese de visitar la bonita estación de tren del siglo XIX, diseñada por el ingeniero italiano Evaristo de Chirico, uno de los pocos edificios que sobrevivió al devastador terremoto de 1955. Además, una visita al Museo Arqueológico de Athanasiko, uno de los más antiguos de los museos en Grecia, le llevará cerca de los objetos neolíticos y de las estelas funerarias.

Situado en el corazón del Thesaly occidental, el complejo de monasterios catalogado como Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO, es un viaje muy popular desde Volos. Estos gigantes de piedra se levantan de la tierra sin preaviso y forma la fundación de unos de los más impresionantes monasterios ortodoxos orientales. Datan del siglo XI y permiten el acceso a través de las escaleras cortadas en las rocas. Las vistas únicas sobre las montañas valen cada paso hecho para montar.

Increíbles excursiones cuidadosamente curadas por los expertos de Celestyal Cruises.